top of page

Los problemas de una mala organización.

La boda es un evento "vivo". Es casi imposible organizar todo y cumplir estrictamente con una agenda. Básicamente, porque intervienen muchos factores y alinearlos todos sin que la boda se convierta en algo demasiado estructurado e incómodo es difícil.


El elemento humano es el máximo responsable de estas posibles alteraciones. No pasa nada, es normal y es parte de la magia de las bodas.


Pero si hay un momento de la boda en donde recomendamos que la organización sea perfecta y holgada, es en los preparativos. Porque van a suceder muchas cosas en muy poco tiempo y encima tenemos el añadido de tener que llegar puntuales a la ceremonia.



Esa planificación no te la puede dar un solo proveedor de peluquería o maquillaje, porque no estarán contando con los tiempos que se tarda en hacer otras cosas que hay que hacer antes de salir.



Nuestro consejo: vosotros sois los que estáis pagando un servicio, y tenéis todo el derecho de decidir cuando tenéis que empezar a hacerlo.


Organizar bien los tiempos a la inversa. Desde la ceremonia hasta el primer proveedor. Este método es muy sencillo y te dará la hora exacta a la que hay que empezar.


Imaginemos que la ceremonia empieza a las 13:00 h y que para recorrer el trayecto se tarda 10/15 min. desde el hotel o casa. También añadimos al ejemplo que queréis tener alguna foto de grupo antes de salir:



Novia:


13:00 - Estar en la puerta de la de la iglesia o finca/castillo.

12:40 - Salir con el coche desde la casa/hotel.

12:35 - Bajar las escaleras.

12:10 - Los fotógrafos van a la iglesia. (Tenemos que ir con tiempo de sobra, normalmente 30 min. para encontrar aparcamiento o solventar algún problema que pudiera surgir por el camino, realizar fotografías de recursos y ambiente).

11:50 - Hacemos fotos grupales con familia en la iglesia.

11:00 - Comienzas a vestirte.

10:45 - Tiene que estar acabado peluquería y maquillaje.


(Supongamos que peluquería y maquillaje te dice que van a tardar 40min. cada uno)


10:00 - Empieza peluquería.

09:00 - Empieza maquillaje.

08:50 - Llegada de proveedores y preparación.



Novio:


12:45 - Estar en la puerta de la De la Iglesia o Finca/castillo.

12:30 - Salir con el coche desde la casa/hotel.

12:25 - Bajar las escaleras.

12:00 - Los fotógrafos van a la iglesia.

11:40 - Hacemos fotos grupales con familia en la iglesia.

11:00 - Comienzas a vestirte.



En este ejemplo, se ve claro que todo va organizando con tiempos extras por si acaso hay alguna demora (que la habrá). Es muy importante saber de antemano cuánto van a tardar en realizar su trabajo los proveedores de estilismo.


Por nuestra parte, y sobre todo si debemos de trasladarnos en coche de vuestras casas/hotel al sitio de la ceremonia, tenemos que tener un margen de tiempo para resolver cualquier imprevisto y asegurar nuestra presencia antes de que os bajéis de vuestros coches.



Nos ha pasado de todo ya, desde ruedas pinchadas hasta controles de tráfico, pero gracias a nuestros consejos siempre conseguimos resolverlos sin que afecte a nuestro trabajo.


Para el resto de la boda dejaros llevar por lo que suceda y sobre todo por la organización del catering, ellos son los que se encargarán de que todo salga perfecto mientras disfrutáis de vuestros gran día.